Los intelectuales y la Guerra Civil: los casos de Unamuno y Baroja

##plugins.themes.bootstrap3.article.main##

##plugins.themes.bootstrap3.article.sidebar##

Publicado 22-11-2011
Alberto Reig Tapia

Resumen

El intelectual, en contra de la opinión más generalizada, no suele implicarse mucho en política, al menos en tiempo de paz o de relativa normalidad democrática. En España, el País Vasco constituye una evidente excepción. La inteligencia crítica y el compromiso político casan mal y acaban por suscitar contradicciones irresolubles. Durante la Guerra Civil española, la mayor parte de los intelectuales se comprometieron abiertamente con la causa antifascista o anticomunista ante la crisis de la democracia parlamentaria. Fue difícil no tomar partido entonces y hubo una verdadera movilización de escritores y artistas. Miguel de Unamuno y Pío Baroja, dos vascos muy españoles y universales, destacaron por encima de otros muchos. El artículo incide en su toma de postura, en sus inevitables contradicciones y firmes esfuerzos por mantener su independencia de criterio en una coyuntura histórica en que la lógica de las armas exigía pura y simplemente un compromiso inequívoco con la propia causa.

Abstract 1691 | PDF Downloads 2450

##plugins.themes.bootstrap3.article.details##

Sección
Dossier